19 jul. 2011

Poste de agravio

En esta ocasión vamos a tratar de un tema algo breve, pero igualmente interesante. Hemos visto como los dos tipos principales de magia eran la seidr, o adivinatoria, propia de mujeres (como las völvas), y la rún, es decir, magia efectuada mediante el poder de las runas bien para ayudar como para causar graves daños: curando enfermedades, volviendo las armas del enemigo contra sí mismo...

Por ejemplo, uno de los héroes más importantes de las sagas nórdicas (el cual va a ser a menudo nombrado en esta entrada), Egil Skallagrímsson, se enfrenta varias veces contra el poder de las runas y sale victorioso gracias a su conocimiento de la magia rún, primero en un combate contra Átli Skammi (los dos se enfrentan en un duelo, pero Átli ha utilizado la magia de las runas para volverse invulnerable a las armas y Egil, al descubrir este conjuro, se lanza a por él agarrándolo de manos y pies y de un mordisco le desgarra el cuello, matándolo), y después curando a la hija de Thorfinn, Helga, quien no podía dormir por la noche y tenía delirios, por lo que Egil investiga y acaba descubriendo que la razón de su insomnio son unas runas mal grabadas en un hueso, por lo que, tras raspar las runas, quemar el hueso y airear las sábanas donde dormía, graba otras nuevas, solucionando el problema.

Pero la magia de la que se va a hablar aquí es otra, llamada el "poste de agravio" (en nórdico antiguo "níðstang"), un poste hecho única y exclusivamente para maldecir a alguien. Consistía en un poste largo de madera al que se le empalaba en lo alto una cabeza de caballo recién cortada.


De nuevo, el principal ejemplo de esta maldición en las sagas aparece llevada a cabo por Egil Skallagrimsson, quien tenía una gran rivalidad con Eirík Blódöx o Hachasangrienta, hijo de Harald I o el de la Hermosa Cabellera y esposo de Gunnhild, quien posiciona constantemente a Eirík contra Egil. Este, harto, después de matar a uno de los secuaces de Eirík, Berg-Önund, <<Cogió en la mano una rama de avellano y fue a un promontorio rocoso que había delante de la costa; cogió una cabeza de caballo y la puso encima del palo. Luego hizo un conjuro, diciendo: "Planto aquí un poste de agravio, y dirijo el insulto al rey Eirík y a la reina Gunnhild -dirigió la cabeza del caballo hacia tierra-. Dirijo el insulto a los espíritus protectores del país, que habitan estas tierras, para que vaguen perdidos hasta que expulsen del país al rey Eirík y a la reina Gunnhild." Luego clavó el palo en una grieta de las rocas y allí lo dejó plantado; dirige la cabeza hacia tierra y trazó runas en el palo, y dijo todo el conjuro.>>
(Saga de Egil Skallagrimsson, Snorri Sturluson, cap. LVII)

Egil Skallagrímsson, de Gustav Vigeland, en Mandal (Noruega)
Debió de funcionar, pues al año siguiente, Eirík y Hakón Adalsteinfóstri o Hakón I el Bueno (el sufijo -fóstri significa "hijo adoptivo", y Adalstein sería Ethelstan, un rey inglés gran amigo de Egil tras recibir su ayuda en la batalla de Vínheid del 937 contra los escoceses de Olaf el Rojo, de la estirpe de Ragnar Lodbrok) reunieron cada uno su propio ejército, y al ser el de Hákon mucho más numeroso, Gunnhild y Eirík tuvieron que huir de Noruega a Inglaterra.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...